El Día de Córdoba
23- 04 - 2.005

Historia
La Imagen
La Ermita
Cultos y Actividades
Curiosidades
Fotografías
Cancionero

primo jurado identifica en su pregon
las cinco claves de la romeria de Linares


La fe, la hermandad, Córdoba, la tradición y María. El historiador cordobés Juan José Primo Jurado recorrió anoche a través de su pregón el itinerario de la romería de Linares, deteniéndose en cinco paradas que identificó con las cinco claves de la fiesta mariana: la Catedral, el Paseo de la Victoria, las Tendillas, San Lorenzo y el puerto de la Salve.

La Catedral la identificó con la fe, y recordó que los romeros de la Virgen de Linares acuden a primera hora de la mañana allí porque saben que la primera e "imprescindible" carroza que deben poner en su romería es la de la fe en Jesús. "Una fe sencilla pero recia -dijo-, como las piedras de la Mezquita cordobesa".

La salida del Paseo de la Victoria la igualó a la Hermandad de la Virgen de Linares. Señaló que sin ella, "difícilmente hubiese pervivido con fuerza la devoción mariana más antigua de Córdoba". El pregonero evocó la trayectoria de la Hermandad, los nombres propios de sus protagonistas y sus actividades más destacadas y piropeó a la mujer cordobesa.


Juan José Primo Jurado. Pregonero de Linares año 2.005

La llegada a las Tendillas la vinculó con Córdoba, señalando que la devoción a la Virgen de Linares es una seña de identidad de la provincia, al tiempo que avisó de que no se debe usar el entorno de Santuario para degradarlo.

En la cuarta parada, el barrio de San Lorenzo -cuya parroquia acogió en varias ocasiones a la Virgen de Linares-, Primo Jurado hizo aparecer la carroza de la tradición, y reflejó los principales datos históricos de una Virgen que se vincula con la Reconquista de Córdoba por Fernando III en 1.236

El puerto de la Salve fue la quinta y última parada, donde Primo Jurado hizo un repaso por la devoción a la Concepción Inmaculada en España.

El pregonero, por último, recordó la influyente figura de Juan Pablo II y encomendó al nuevo Papa, Benedicto XVI, a la Virgen.



 

volver a noticias